19 de junio de 2013

¿Por qué nos salen ojeras si dormimos poco?


    Esa odiosa piel enmorecida que se nos marca debajo de los ojos cuando estamos cansados y que nos deja la cara como la de un oso panda y que conocemos como ojeras y que tanto trabajo le da al photoshop. Tú, como prácticamente todas las personas, las has sufrido alguna vez. ¿Vemos qué son y por qué aparecen? 









¿Qué son las ojeras?

    Los médicos conocen ese efecto fisiológico como hipercromía idiopática del anillo orbitario (total nada) en el que se nos colorea la piel de debajo de los ojos de tonos azulados, grises o violáceos por una producción y acumulación excesiva de melanina (pigmento de la piel, el que nos hace ponernos morenos en verano), así como por dilatación de los capilares próximos a la superficie de la piel.
La piel de esa zona es muy fina (apenas 0,3-0,8 mm), 4 veces más fina que la piel del resto de la cara y sensible y tiende a volverse más fina y débil con el paso de la edad, perdiendo opacidad, lo que permite ver la red vascular que bajo ella discurre. La pérdida de grasa periorbitaria, en las personas muy delgadas, también puede contribuye a ese efecto, igual que la exposición excesiva al sol, ya que reseca y destruye las fibras de colágeno y elastina, adelgazándola aún  más.

Causas por las que aparecen.

    Las causas son básicamente las ya citadas anteriormente: acumulación de pigmentos y la presencia de capilares dilatados que se transparentan a través de la delgada piel, habiendo varios factores que determinarán la aparición de ojeras:

  • Herencia: como casi todo lo malo, las personas con antecedentes de familiares ojerosos, tienen más papeletas para desarrollarlas.
  • Raza: ciertas razas, como la mediterránea o latina, pueden presentar ojeras con mayor facilidad ya que poseen pieles con mayor pigmentación que otras razas menos oscuras. El exceso de esos pigmentos se acumulan debajo de la piel y, cuando esta es fina como en el caso de la zona de los ojos, pueden dar el aspecto oscurecido del que estamos hablando.
  • Aparato circulatorio: La presencia de vasos sanguíneos y capilares dilatados debajo de los ojos es una de las principales causas de aparición de ojeras de tonos azulados o incluso verdosos, ya que la fina capa de piel que los recubre deja que se "transparenten", sobre todo en gente de piel fina y blanquita.
  • Edad: como decíamos antes, con la edad se pierde elasticidad y grosor de la piel, dejando ver los vasos saguíneos que recubre con mayor facilidad que, por otra parte, se encuentran normalmente más dilatados en personas mayores, siendo en ellas más frecuente el desarrollo de las ojeras.
  • Enfermedades: las ojeras suelen aparecer cuando ciertas enfermedades corporales, como alergias, eccemas o conjuntivitis que producen picor en los ojos, y al rascaros esa zona irritamos la piel sensible, promoviendo una acumulación de sangre ahí, aumentando el grosor de los capilares y venas, favoreciendo las ojeras.


¿Por qué aparecen al dormir poco o tomar el sol?

    Dormir poco o tomar el sol no son causa directa de la aparición de las ojeras, pero sí que contribuyen a que se acentúen. 

    En el caso de dormir poco, lo que ocurre es que los músculos periorbitales no reciben el descanso que necesitan, por lo que para mantener su actividad de forma prolongada, necesitan un aporte de sangre extra, dilatando los vasos y capilares que los nutren, haciéndolos más visibles a través de la piel. Si nos pasamos la noche estudiando, el efecto es doble: tanto por la falta de descanso, como por el esfuerzo que realizan esos músculos durante la lectura.

    El sol, como ya decía al principio, actúa resecando y destruyendo las proteínas de colágeno y elastina de la piel, adelgazándola y haciendo más fácil ver "a través" de ella.

    Por su puesto, como me gusta atacar al tabaco y al alcohol siempre que puedo, las ojeras se desarrollan más fácilmente si somos consumidores de estas sustancias, ya que afectan a la microcirculación


    Y aunque esto es un blog de divulgación científica, os dejo un consejo relacionado con el tema. Si alguna vez tu pareja se queja o está triste o enfadada porque tiene ojeras, puedes alegrarle el día diciéndole: no son ojeras, son las sombras que producen los dos soles que tienes como ojos.

1 comentario:

  1. Y si tenemos los ojos cerrados sin dormir, ¿también se producen?

    ResponderEliminar

¡Compártelo!