19 de abril de 2015

¿A qué distancia está el horizonte?

    Hoy en Pregunta Tú nos hacen la siguiente pregunta: ¿A qué distancia se encuentra el horizonte?

    Cuántos de nosotros no nos hemos quedado más de una vez sentados en la cima de una montaña o en la orilla del mar absortos mirando hasta el infinito, viendo aquella línea horizontal que vemos al final y que parece tratarse del punto donde se acaba el mundo. Pero también es posible que alguno os preguntarais, además, cuánto tendríamos que andar o navegar para alcanzar ese horizonte. O también por qué sólo vemos hasta esa línea y no más allá. Pues uno de los lectores de Sciencuriosities se lo ha preguntado y quiere que le de la solución. Si tú también estás interesado en responder todas esas cuestiones, sigue leyendo.




Podemos ver diferentes horizontes

    El horizontes, como imaginareis, no se encuentra en un punto exacto, sino que depende tanto del que lo está mirando, como de los obstáculos que hay por medio. Por ejemplo, si hay una montaña, el horizonte se encontrará en la cima de la montaña, pues no podemos ver más allá. Pero vamos a suponer que nos encontramos en una playa, observando mar adentro, donde no hay obstáculos. En este caso el horizonte es la línea que aparentemente separa el cielo y la tierra. Vista desde cualquier ángulo esta línea siempre aparece a la altura de los ojos del espectador y es causada por la curvatura de nuestro planeta. Y cada persona ve su propio horizonte según el punto en el que esté (tanto en altura como en horizontal).


¿A qué distancia está?

    Ésta es la pregunta que nos interesa hoy. La distancia entre nuestros ojos y la línea del horizonte forma un ángulo recto con el radio de la tierra, la hipotenusa de este triángulo que forma con el centro de la Tierra será el radio más la altura a la que estén los ojos. Los datos necesarios son el radio de la Tierra (r=6378 Km. aproximadamente en el ecuador), y la altura a la que se encuentran los ojos del observador ("a" en el esquema, claramente exagerado). Aplicando el teorema de Pitágoras (la suma del cuadrado de los catetos blah, blah, blah...) calculamos la distancia al horizonte (h), suponiendo a la Tierra una esfera perfecta, lo que no es una mala aproximación en el mar.



    Si nos encontramos sentados en la orilla de la playa y nuestros ojos están a un metro, podremos calcular la distancia al horizonte. Para hacer más sencilla la operación pasaremos el radio de la tierra a metros multiplicando por mil.

6371 km x 1000 = 6371000 m.




   Si nos encontramos de pie en un sitio llano, y suponiendo que nuestra estatura sea de 1,70 m, la distancia que podemos ver a simple vista es de unos cinco kilómetros aproximadamente. Si estuviésemos sobre los lomos de un caballo (por poner un ejemplo) o subidos en una escalera de unos dos metros, la distancia que veríamos sería de 6 km. Desde la ventana de un bloque de pisos a una altura de unos 20 metros, nuestra vista alcanzaría hasta los 16 kilómetros. Un farero, cuyo faro este a 60 metros de altura puede ver hasta 30 km. En una avioneta sobrevolando a una altura de 1.000 metros se podría ver hasta los 120 kilómetros. Y desde un avión comercial, volando a 10.000 metros de altura se puede ver hasta 380 km.


¿Se puede ver más allá?

Hay dos casos en los que sí se puede ver más allá del horizonte:

  1. Dos elevaciones separadas por el horizonte pueden unirse por una línea recta que pase por encima de la Tierra, por lo que puede verse una desde la otra hasta cierta distancia. Esta distancia no es otra que la suma de sus distancias al horizonte, como se ve en la figura.
  2. La refracción de la luz, fenómeno que ocurre cuando la luz atraviesa capas de aire a distinta temperatura y, por tanto, a diferente densidad. Esto ocasiona que, por ejemplo, en el instante de la puesta de sol en el que lo vemos como una gran bola roja, el astro se halla realmente por debajo del horizonte.


    Así que no lo olvides. Si alguna vez te encuentras perdido en el mar o en una gran explanada, puedes calcular fácilmente lo lejos que está el horizonte y lo que te queda aún por avanzar hasta él.

    Y tampoco olvides enviar tus dudas o curiosidades a la sección de Pregunta Tú






No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Compártelo!