2 de octubre de 2013

¿Qué son los remolinos y qué poder de destrucción tienen?

   
   Muchos ejemplos de remolinos de agua hemos visto en películas y en literatura y en todos ellos los grandes barcos acaban muy mal parados. También hemos visto a nuestras madres y socorristas prohibirnos el baño por ser una playa famosa por sus remolinos. ¿Cómo se forman estos fenómenos acuáticos? ¿Y realmente son tan peligrosos como nos los pintan? Veámoslo.



¿Qué son los remolinos?

   La definicion más sencilla para los remolinos es que son agua que se mueve con un movimiento rápido y circular, y con frecuencia que causan una espiral descendente llamada vórtice. Aunque la mayoría de los torbellinos formados en la naturaleza son causados por corrientes opuestas que se encuentran entre sí, pueden formarse de otras maneras. Los remolinos tampoco son la fuerza mítica y destructiva que a menudo leemos en la literatura, ya que no producen la fueza suficiente para aspirar un barco y destruirlo como estamos acostumbrados a ver. Los remolinos pueden ser de distinto tipo según el origen de las corrientes opuestas. 


Los remolinos de marea y corrientes.

   Los remolinos de marea se encuentran comúnmente en los mares y océanos (obviamente, donde hay mareas) y son corrientes que se mueven en una dirección de rotación. A menudo son causados por mareas ascendentes y descendentes que interactúan entre sí. También pueden ocurrir cuando las corrientes que fluyen en direcciones opuestas se encuentran, causando una fricción en forma de cizalla que hará que el agua gire. Ésto es muy común en áreas cerradas con fuertes corrientes, como playas que se encuentran en golfos, por ejemplo. Los remolinos en los ríos se suelen formar debido a los los espacios estrechos y que el agua que fluye rápido choca contra corrientes más lentas.


Otros tipos de remolinos.

   Pero no sólo se producen los remolinos por la diferencia de mareas o corrientes. También pueden aparecer en las caídas de agua, como las cascadas. El agua que cae altera al agua que se encuentra ya abajo, produciéndose un choque de corrientes de diferente velocidad. La presión del agua que cae se reúne con las otras corrientes causando aguas agitadas que culminan con la formación del remolino. 

    Los remolinos en miniatura también se forman en los sumideros y/o bañeras y que todos hemos visto. Éstos se forman cuando toda el agua intenta fluir por el desagüe al mismo tiempo, y el aire de la fuga empuja contra el agua causando que esta gire. Aunque el efecto es el mismo, el origen es distinto a los que se forman en la naturaleza.


Remolinos famosos.

Remolino Naruto
   Existen en todo el mundo muchos remolinos naturales, y cuanto más grandes, rápidos y más fuertes, más famosos vuelven al lugar donde se encuentran, convirtiéndose en un atractivo turístico para los viajeros. Dos de los remolinos más famosos son el Old Sow entre New Brunswick y Maine, y los remolinos que se forman en Japón, conocidos como Naruto. Noruega alberga dos de los  más poderosos remolinos, el Moskstraumen (frente a las Islas Loften) y el Saltstraumen que aparece cerca de Bodo. Canadá, Escocia, Italia y las Cataratas del Niágara son también hogar de remolinos grandes y famosos.


Velocidad y peligrosidad.

   Todos los remolinos varían en tamaño y velocidad, como los remolinos más potentes situados en rectas estrechas que tienen corrientes rápidas. El Saltstraumen Noruega  produce la corriente más rápida, alcanzando remolinos de agua de unos 42,2km/h (25 millas/h), seguido por otros remolinos del mismo país y de Escocia que rondan los 32 km/h. Los remolinos comunes pueden ser peligrosos para las embarcaciones pequeñas y para las personas que naden cerca de ellos. Las corrientes se mueven rápido y pueden ahogar a alguien o golpear un bote contra las rocas. Los barcos grandes a menudo encontrarán las corrientes de los remolinos demasiado duras para navegar. 


Últimos descubrimientos

   A pesar de todo, recientemente se ha llevado acabo un descubrimiento por parte de George Haller de la ETH de Zürich y Francisco Beron-Vera de la Universidad de Miami que aseguran que existen remolinos a la deriva por los Océanos Pacífico, Atlántico e Índico que pueden alcanzar hasta los 150 Km de diámetro.


   Según dicen, su funcionamiento es similar al de los agujeros negros (cuyo vórtice arrastra consigo cualquier tipo de partícula sin escapatoria, incluída la luz) girando en órbitas circulares hacia su centro. En el caso de los remolinos de los océanos, sus paredes tienen barreras en las que las partículas de fluído se mueven en bucles cerrados. Nada puede escapar a esos bucles (a no ser que dispongamos de potencia suficiente). Aunque hasta ahora los límites exactos de esos remolinos han sido indetectables, la cosa puede cambiar en breve gracias a estos últimos descubrimientos.



    Así que, aunque los cuentos exageran sobre el poder destructivo que experimentan los grandes barcos y tripulaciones que son succionados por los remolinos y son, básicamente, falsos, sí es cierto que los remolinos muestran una gran cantidad de energía natural (no tanta como los destructivos tornados de los que ya hablamos, pero sigue siendo importante) a la que hay que tenerle el respeto que se merece.



2 comentarios:

  1. ëste remolino si tiene bastante fuerza y se traga todo
    https://www.youtube.com/watch?v=vHdcnVngo0o

    ResponderEliminar
  2. Guao que loco por aqui paso uno tío yo soy española como están por aya tío

    ResponderEliminar

¡Compártelo!